No lo olvides



A menudo nos olvidamos de ser niños y tener esa relación de Padre e hijo, pienso que en ocasiones nos volvemos adultos espirituales y no disfrutamos de Papá... Seamos esos chiquillos especiales de Papito Dios siempre.

Marcos 14

27 Cuando llegaron al Monte de los Olivos, Jesús dijo a sus fdiscípulos:  --Todos ustedes van a perder su confianza en mí. Porque la fBiblia dice:     "Heriré al pastor  y las ovejas huirán por todos lados".    28 "Pero después de que Dios me devuelva la vida, iré a Galilea antes que ustedes.    29 Entonces Pedro le dijo:     --Aunque todos te abandonen, yo no lo haré.     30 Jesús le respondió: --Pedro, no estés muy seguro de eso; antes de que el gallo cante dos veces, tú dirás tres veces que no me conoces.     31 Pero Pedro insistió: --Aunque tenga que morir, nunca diré que no te conozco.      Los demás discípulos decían lo mismo.   32 Jesús y sus fdiscípulos fueron a un lugar llamado Getsemaní, y él les dijo: "Quédense aquí mientras yo voy a orar".     33 Jesús invitó a Pedro, a Santiago y a Juan, para que lo acompañaran. Empezó a sentirse muy, pero muy triste,34 y les dijo a los tres: "Estoy muy triste, y siento que me voy a morir; quédense aquí y no se duerman".

   35-36 Jesús se alejó un poco de ellos, se arrodilló y oró a Dios: "¡Padre!, ¡papá!, si fuera posible, no me dejes sufrir. Para ti todo es posible. ¡Cómo deseo que me libres de este sufrimiento! Pero que no suceda lo que yo quiero, sino lo que quieras tú".

   37 Jesús regresó adonde estaban los tres discípulos, y los encontró durmiendo. Entonces le dijo a Pedro:     "Simón, ¿te has quedado dormido? ¿No pudiste quedarte despierto ni una hora?38 No se duerman; oren para que puedan resistir la prueba que se acerca. Ustedes quieren hacer lo bueno, pero no pueden hacerlo con sus propias fuerzas".  39 Jesús se apartó otra vez, y repitió la misma oración.40 Regresó de nuevo adonde estaban los tres discípulos, y otra vez los encontró dormidos, pues estaban muy cansados. Jesús los despertó, pero ellos no sabían qué decir.41 Luego fue a orar por tercera vez, y cuando volvió les dijo: "¿Siguen descansando y durmiendo? ¡Levántense! Ya vienen los hombres malvados para arrestarme a mí, el Hijo del hombre.42 Levántense y vengan conmigo, que allí viene el que me va a entregar".

Jesus un ejemplo de esa relación con Papá